¿Tienes Una Mente Emprendedora?

Tener una mente emprendedora es una combinación de varias fuerzas y elementos que te llevan a emprender y por lo tanto a crear.

Antes de seguir es necesario conocer que emprender significa comenzar, explorar, tomar riesgos, pero todo esto sólo puede darse en un contexto de libertad que no necesariamente es algo externo, sino una condición interna que nos hace poder desarrollar una mente emprendedora.

Esta libertad interna que a pesar de estar encerrados en 4 paredes se puede dar vuelo a la creatividad, la cual puede surgir de un profundo sufrimiento o felicidad.

¿Realmente posees la libertad interna para poder tener una mente emprendedora, un silencio sórdido se hace notar en este instante, pareciera que este cuestionamiento probablemente no te lo hubieras hecho antes, que emprender algo, hacer algo diferente, tomar riesgos fuera algo tan poco común en tu vida cotidiana que ya lo hubieras descartado y mandado a la papelera de reciclaje.

¿Qué pasa contigo al haber dejado empolvar  tu mente emprendedora?, esto puede deberse a varios factores, siendo uno de ellos la educación, la cual tiene influencia significativa sobre la formación de una mente emprendedora. Y en esto tienen que ver todos los procesos de formación a los que esta sometida la persona desde el momento de nacer: la familia, la escuela, el grupo de amigos, la universidad, el club, la religión.

Paradójicamente hoy en día nos llamamos libres por vivir en una sociedad con una supuesta paz y armonía, donde podemos hacer lo que queramos, donde hay un libre albedrío, pero ¿realmente eres libre al hacer lo que la mayoría cree correcto, al dejar que otros decidan por ti? ¿Será realmente una elección de libertad estar en estas condiciones?, no lo creo…Ya que si así lo fuera estuvieras arriesgándote, desarrollándote, trabajando tu mente emprendedora.

Un emprendedor tiene la capacidad de ver las oportunidades, y analizar los recursos para llevar a cabo un proyecto. La clave radica en encontra una vinculación adecuada entre ambos factores. En algunas latitudes el emprendedor es celebrado como líder y fuerza positiva de una sociedad. En otras sociedades el panorama es completamente opuesto y por lo tanto adverso a la hora de querer dedicarse al desarrollo de la mente emprendedora.

La propia familia, amigos y colegas harán lo posible para desalentarte pues no ven el valor intrínseco de la actividad emprendedora. Frente a todas estas condiciones para desarrollar tu mente emprendedora sólo aquellos emprendedores que puedan darle la vuelta y sortear estos obstáculos podrán echarse un clavado en las profundidades de su ser y encontrar el camino para explotar todas sus potencialidades.

Un comentario en “¿Tienes Una Mente Emprendedora?

Los Comentarios están cerrados.